“La oscuridad visible” de Matías Movillo

Más de 20 obras de mediano y gran formato presenta el artista en el Museo de Artes Visuales. Hasta el 14 de mayo se puede visitar esta gran exposición de pinturas abstractas hechas sobre cintas de masking tape.

Matías Movillo (1970) al llegar al lugar donde estaba su antigua casa se encontró con que esta estaba destruida. Este hecho motivó las pinturas que presentó en La casa con el cielo en el suelo (Sala Gasco, 2013), que mostraba una serie de habitaciones en ruinas hechas con cintas de masking tape. Técnica que el artista, que se formó en la pintura realista, replica en esta nueva exposición.

La oscuridad visible consiste en una veintena de obras de mediano y gran formato (piso 1 y 2 de MAVI) que conforman en conjunto una elaboración cronológica y simbólica a partir del uso de la cinta de esta cinta de enmascarar.

“En el presente conjunto de trabajos recientes de Matías Movillo confluyen dos asuntos que en principio podrían parecer muy distintos entre sí, por un lado, la noción de testimonio (a partir de recuerdos personales del pasado lejano), y por el otro, lo rotundamente sensorial (el implacable ‘aquí y ahora’ físico propuesto por la imagen y la naturalidad de cada una de estas pinturas)”, se lee en el texto de Cristián Silva en el muro del MAVI.

Sorprende la textura de las obras, que se crea con la mezcla de pinturas verdes (principalmente) junto con las cintas que la contienen. Sobre este soporte resaltan las emociones del artista al enfrentar el “fantasma” de su casa, como se puede observar en Sobreviví a la noche, Por mi jardín en puntillas, Noche oscura y Abriendo el frío, por ejemplo.

“Así, la casa aparece como un lugar invertido en su significación: de ser un espacio de desarrollo y protección, se transformó en un lugar frágil, de espacios sin contención, pasillos inconducentes, estructuras y umbrales desprovistos de sentido”, detalla Matías Movillo.

También hay una serie de pinturas que están realizadas directamente sobre la masking tape, las que se exhiben tanto en los muros de las salas, como en el suelo del espacio expositivo; y un par de obras en que las cintas fueron intervenidas con fuego.


Sobre el artista:
Matías Movillo Achurra nació en Santiago de Chile el 27 de julio de 1970.
Destacó desde niño por sus habilidades en el dibujo y la pintura siendo alumno del Colegio Verbo Divino. En 1985, ingresó al taller del artista realista Andrés Baldwin, y luego continuó sus estudios artísticos en la Escuela de Arte de la Universidad Católica de Chile, donde también cursó Diseño Gráfico. Después, continuó sus estudios de arte contemporáneo en Madrid, en la escuela formada por Guillermo Muñoz Vera.

Entre sus exposiciones individuales destacan: 1994 Sala de Bellas Artes, Museo Gabriel González Videla, La Serena, Chile; 1995 Galería Hotel Plaza San Francisco, Santiago, Chile; 2000 Galería de Arte Isabel Aninat, Santiago, Chile; 2009 Pintura Injustificada II, Galería Isabel Aninat, Santiago, Chile; 2013 La oscuridad visible, Sala Gasco. Y exposiciones colectivas 2000 Energía y Luz, Concurso de Pintura Enersis, Santiago, Chile; 2001 Concurso de Pintura Nest Art, Santiago, Chile; 2002 Arte Joven, Sala Gasco Arte Contemporáneo, Santiago, Chile; 2009 Feria ArteBA, presentado por Galería Isabel Aninat, Buenos Aires, Argentina.


Datos de la exposición:
En el Museo de Artes Visuales (MAVI).
Ubicado en José Victorino Lastarria 307, Plaza Mulato Gil de Castro, Santiago.
Metro Universidad Católica o Bellas Artes.
Desde el 18 marzo al 14 mayo de 2017.
Horarios: martes a domingo de 11:00 a 18:30 horas.
Entrada: $ 1.000 público general y $500 estudiantes / entrada liberada para menores de 12 años y adultos mayores / domingo entrada liberada para público en general.
Más información en MAVI
.

.

Comenta esta publicación y compártela con tus amigos